Elegir Bariloche

Share on Google+0Share on Facebook0

Tener ganas de viajar… esa mágica sensación que circula por el cuerpo con síntomas de extremo frenesí.

Pero…Tener ganas de vivir viajando… quien no las tiene? cuantas personas se lo plantean como una meta y nunca lo logran?
Los obstáculos que nos ponemos en la vida para lograr eso que tanto ansiamos, se convierten en icebergs gigantes que chocan con uno y nos hacen poner los pies en la realidad.

Realidad que abruma, realidad que nos imponen, realidad a la cual le tenemos que rendir cuentas.
Sujeta, por el momento, a los ideales de la vida, termine la universidad y me tuve que poner a laburar, y como esas ganas de viajar crecían, y crecen constantemente, sabía que el lugar a donde arrancara esta nueva etapa, me tenía que permitir dos cosas, poder trabajar y crecer profesionalmente, y también que me invite a viajar por sus rincones cuando tuviera tiempo libre. Y un día sucedió, eso que tanto se anhela ni bien finaliza la etapa universitaria, conseguir un trabajo…y donde?? En Bariloche! Oh si!, parece que empezamos con el pie derecho por mas zurda que seas!

Hoy, que ya llevo unos meses viviendo en este tremendo lugar, no tengo motivo alguno para arrepentirme.

Circuito chico

Circuito chico

En primer lugar aprendí a vivir en una ciudad netamente turística y adaptarme a todo lo que eso conlleva; gente aglomerada, marketing en exceso, nombres mapuches desplegados por doquier, más de un idioma dentro de un mismo colectivo, mochilas, muchas mochilas, precios muuuy altos, egresados, souvenirs, comidas, chocolates, (chocolate en exceso), excursiones de todo tipo y precio, y también alternativas completamente gratis y mas que gratificantes.

De algo estoy segura, me queda mucho por ver y sorprenderme.

Sin embargo no dejo de pensar en viajar, y esas ganistas estando acá crecen constantemente porque todos los días me cruzo con gente que viaja, ya sea por sus benditos quince días de vacaciones o porque decidieron un día recorrer Latinoamérica a dedo. Por eso me propuse que durante este año, mientras convivo con la rutina sedentaria, tratar de conocer cada rincón que se esconde a mis alrededores más cercanos, y de esta manera sentirme un poco nómada. Obvio que no es lo mismo que tener la oportunidad de viajar por un tiempo mayor, pero poder disfrutar mis días de descanso al máximo, sin lugar a duda es algo que me atrae y me fascina hacer.

Cerro Lopez

Cerro López

La verdad, me  siento súper afortunada… ya de por si Bariloche tiene miles de entornos por conocer y actividades que te atrapan de una manera terrible… yo, que soy bastante flojita para el deporte, me siento atraída por andar en bicicleta, subir un cerro  y caminar varios kilómetros para encontrarme con la belleza de cada paisaje. (Aunque me canso y me quejo, de verdad lo disfruto).

En fin, estoy plena, este destino me da mucho y me alegra saber que no me arrepiento de haber comenzado a transitar este camino por este lugar.

Sin lugar a dudas, recomiendo a todo aquel que tenga ganas de vivir en una ciudad sintiendo que estas de viaje, elegir Bariloche.

Lago Nahuel Huapi

Lago Nahuel Huapi

 


En paratuviaje queremos que sientas nuestros viajes como propios y
deseamos que te conviertas en un viajero apasionado!!!
Como dijo un Filósofo…“Viajar y cambiar de lugar revitaliza la mente”.
 Comenta y comparte tus propias vivencias con nosotros!
Muchas gracias y hasta la próxima viajer@  :)

Síguenos en nuestras redes sociales, acompáñanos en este Viaje:

  

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *