Sorata, para dejarse perder

Share on Google+0Share on Facebook0

Pienso que podría ser un original comienzo explicar que los pueblitos están hechos para dejarse perder, en las calles que suben y bajan, dan la vuelta o llegan a un cerro donde se mezclan vacas, gallinas, palmeras, eucaliptos, pinos, formando una variada paleta de colores verdes.

sorata-bolivia-05-1024x614

Montañas de Sorata

Había leído en algún lado que Sorata y Coroico eran “rivales” entre los destinos elegidos por los viajeros que visitan Bolivia, así que opté por el primero, ya que no se alejaba tanto de mi ruta. Sorata está aproximadamente a 3 horas de La Paz, a 2.697 m.s.n.m luego de un largo y hermoso camino sinuoso que va por la montaña. A los pies de este pueblo se encuentra el nevado Illampu, (6.362 mts) cuando deja verse. El clima en este lugar es cálido y variado por encontrarse más cerca del trópico de Bolivia (Rurrenabaque).

sorata-bolivia-04-1024x614

Vista del Nevado Illampu

El mercado se encuentra en la calle, ya que están construyendo uno nuevo y más grande; aún así alrededor de la plaza se encuentran puestos de frutas, verduras, diversas comidas, artículos de librería y api morado que se sirve caliente y es la mejor elección en una fría tarde. Me llamó la atención que siendo pequeño, haya un restaurante con platos vegetarianos y no típicos como pizza, pastas y panqueques.

sorata-bolivia-07-1024x614

Mercado Sorata

Hay 2 plazas, la principal abre sólo sábados y domingos, tiene un estanque con peces naranjas y blancos, fuentes de agua y una estatua con luces que van cambiando los colores. Los nenes juegan, se acercan curiosos a preguntarme: ¿de dónde viene? y paso la tarde charlando con los simpáticos y amables lugareños.

Luego de una larga caminata de casi 12 km, llegué a la Gruta de San Pedro, una caverna de aproximadamente 400 mts de profundidad con una laguna de agua transparente que se cruza en un bote a pedal, donde viven murciélagos que no representan ningún peligro para los humanos cuando son iluminados por la linterna del guía.

sorata-bolivia-03-1024x614

Gruta de San Pedro

El río es otra aventura, rápido y correntoso no es para bañarse, sí puede cruzarse por puentes naturales de troncos y un puente colgante, pero no hay mucha orilla para quedarse.

Los atardeceres y amaneceres fueron un espectáculo para mis ojos: entre nubes que se van cerrando, las montañas desaparecen haciendo que parezca y aparezca otro lugar.

sorata-bolivia-02-614x1024

Puente colgante sobre el río

sorata-bolivia-01-614x1024

Puente colgante sobre el río

 



En paratuviaje queremos que sientas nuestros viajes como propios y
deseamos que te conviertas en un viajero apasionado!!!
Como dijo un Filósofo…“Viajar y cambiar de lugar revitaliza la mente”.
 Comenta y comparte tus propias vivencias con nosotros!
Muchas gracias y hasta la próxima viajer@  :)

Síguenos en nuestras redes sociales, acompáñanos en este Viaje:

  

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *